Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? in /home/hirvende/public_html/wp-content/plugins/revslider/includes/operations.class.php on line 2854

Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? in /home/hirvende/public_html/wp-content/plugins/revslider/includes/operations.class.php on line 2858

Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? in /home/hirvende/public_html/wp-content/plugins/revslider/includes/output.class.php on line 3708
La vivienda del futuro en México. – LADRIYO.COM

Arquitectura, Edificios

La vivienda del futuro en México.

8:00 de la mañana, Olivia nos dice que es hora de levantarnos, mientras pone música ad hoc de viernes. Decido meterme a bañar, arreglarme, desayunar algo del menú instantáneo y ahora sí estoy listo para subir a mi oficina, no sin antes despedirme de mi familia que veré a la hora de la comida.

Salgo de casa, atravieso la seguridad, donde la máquina de reconocimiento facial me da acceso e ingreso al elevador que me llevará 47 pisos hacia arriba, lugar donde nace la magia de los nuevos desarrollos inmobiliarios.

Mientras voy en el ascensor me pasa por la cabeza que hace unos años me tenía que levantar a las 6:00 a.m. con el despertador de mi celular y no con Olivia, que desayunaba cualquier cosa, preparaba mi ropa desde un día antes y debía salir de casa a las 7:15 a más tardar, si no tendría un retardo en el trabajo. Ahora me levanto una hora antes de la entrada, me da tiempo de prepararme, reviso notificaciones y noticias. En pocas palabras no tardo ni 5 minutos en ir de mi departamento a mi oficina, ahora disfruto de una mejor calidad de vida.

La junta está por empezar, todos los asistentes tomamos nuestros lugares para presentar el plan de acción a realizar para el nuevo proyecto de vivienda, a pesar de que el 85% de construcciones en la CDMX son edificios al nivel del suelo, la alternativa es construir hacia abajo para atender a la demanda de zonas residenciales que busca la gente del interior de la República en su mudanza hacia nuestra urbe.

Rodrigo, mi compañero de equipo, presenta lo que hoy en 2050 es común, para poner en contexto. “La mayoría de viviendas cuentan con un baño propio, espacio para un sillón, mesa, refrigerador y una cama o un par de recámaras en caso de familias. Además de los espacios comunales como salas de estar, cocinas, pet services, guardería, comedor, lavanderías, gimnasio, etc., para apostar por la convivencia. Por otro lado el gas quedó en el pasado con la fabricación híbrida que produce la energía suficiente y la planta de agua purificadora”.

Todos los asistentes llegamos a un acuerdo que el plan de construcción hacia abajo debe ser una realidad. Sin dejar de lado las nuevas medidas a tomar en los estacionamientos, donde ahora serán para bicicletas y no como el boom de 2020 donde todavía se apostaba por los de autos. Esto por el hecho de que las nuevas generaciones se mueven en ese medio o con las aplicaciones de transportes eléctricos que han llegado a replantear la movilidad de México y al apoyo del planeta en cuanto a contaminación se refiere.

Después de un día de trabajo arduo, dan las 3:00 de la tarde y es hora de bajar en el elevador para reunirme en casa con mi familia a la hora de la comida como normalmente lo hacemos, solo que hoy no volveré a la oficina, ¡bendito viernes de salir temprano!

En menos de un minuto ya estoy en mi departamento, mi pareja llega unos segundo después, los niños han salido de la escuela y han sido traídos por el nuevo transporte instalado en las aulas del desarrollo donde vivimos, una especie de transportador que en cuestión de segundos te lleva de la puerta de su salón hacia la de nuestro hogar.

“Bienvenidos, ¿qué van a querer comer hoy?”, nos recibe Olivia, la asistente personal disponible 24/7 para nuestra casa. La queremos tanto que hay veces que olvidamos que es una ‘simple’ voz que organiza nuestras vidas. En cuestión de segundos tiene listos nuestros platillos a elegir, genera una selección de noticias relevantes a nuestro entorno y las transmite en el ventanal que da hacia el jardín del desarrollo.

Un rato más tarde nos preparamos los cuatro para bajar al cine a la función de las 17:00, veremos el remake de Black Panther, esa que en 2018 rompió récords de taquillas y que todavía me acuerdo de ella, pero la tecnología del cine seguro nos dejará una tarde inolvidable en el reino de Wakanda (ciudad ficticia de la película).

Tras una de las experiencias más increíbles de mi vida en el cine de cinco dimensiones, es hora de viajar unos cuantos kilómetros al desarrollo donde vive mi hermano para la cena familiar por el cumpleaños de mi sobrino, antes pasamos a una de estas tiendas departamentales junto al cine para comprar su regalo, ¡vaya sorpresa!, el videojuego que pretendíamos regalarle está fuera de stock. Ese sí que habría sido un problema grande hace 30 años, la aplicación móvil de la tienda lo resuelve fácil, solo tengo que realizar el pago en línea, en cuestión de segundos los buscan en otras tiendas o en el almacén internacional, la teletransportación cuántica lo pone en la mesa de recepción de productos disponible para autentificar tu identidad y te lleves el producto. Qué tiempos tan complicados aquellos en los que si no encontrabas algo tenías que ir de tienda en tienda o pedir en línea y esperar, cuando si bien te iba, en un día llegaba tu producto.

Con el tiempo encima para la cita, bajamos al lobby del desarrollo, le pido a mi hijo mayor que pida un Electrify, algo así como un Uber de la década de los 20 pero totalmente eléctrico y sin conductor, algo nada nuevo para las generaciones de ahora, pero a mí, vaya que me costó adaptarme al cambio de no tener un chofer, me daba pavor confiar mi vida 100 por ciento a la tecnología.

Finalmente llegamos al desarrollo Zeta24, donde vive mi hermano y su familia, donde ya nos esperan tíos, primos, amigos y sobrinos para pasar tiempo de calidad en este mundo tan digitalizado que cada vez pareciera alejarnos más de las personas, pero eso solo depende de nosotros.


*En 2018, los edificios representan el 80% de las viviendas de la CDMX, en unos años estará casi repleta en su totalidad y se espera que para 2050 el 75% de la población se concentre en las grandes ciudades, de acuerdo a números de obrasweb.mx.
*En 2025 la fuerza laboral del mundo será en un 75% de millennial, una generación que prefiere vivir solo y en lugares pequeños, que se adaptarán perfectamente al co-living, de acuerdo a Deloitte.
*En 2018-19 el concepto de co-living inicia a dar de que hablar y se construyen las primeras edificaciones bajo el concepto en México.
*En 2030 el tránsito de vehículos eléctricos sin conductor serán habituales y apoyarán a la lucha contra el cambio climático. Los taxis reducirán emisiones entre un 63 y 82%, de acuerdo a estudios científicos del Lawrence Berkeley National Laboratory.